Circular al entorno de Ubiña desde Tuiza

Lugar: Macizo de Ubiña

Concejo: L.lena y Santumil.lanu (Lena y San Emiliano)

Provincia: Asturias y León

Duración aproximada: 5 horas

Sentido de la ruta: Circular

Dificultad: Alta Montaña

Entorno: Pradería alpina y caliza predominantemente.

 

 

 

Un paseo circular que nos conducirá a conocer los bastos puertos ganaderos que se despliegan sobre las bases calizas de parte del macizo de Ubiña en su limites entre tierras leonesas y asturianas. Un recorrido para el disfrute de la grandes peñas del segundo macizo más grande de toda la cordillera cantábrica con buenos desniveles al inicio y al final, y con un parte intermedia suave en los puertos de Riotuerto y Candioches.

 

De Tuiza al Meicín

Tuiza Baxu y Tuiza Riba son la terminación del hermoso val.le del Huerna (Conceyu de L.lena). Son pueblos arraigados a una tierra de caracter alpino, fuertemente encajonados entre peñas y laderonas de hierba y monte bajo, en el que también existe espacio para parajes fluviales y bosques atlánticos, reducidos estos a la cara norte de la peña Cerreos (Monte de Val.lina negra) y El Quempu.

DSCN1732

Llegar a estos lugares es siempre un interminable cúmulo de sensaciones indescriptibles para el amante de la montaña, pues la variedad de formas que aquí adquiere la montaña es tan solo superable por Picos de Europa, Mampodre y el sector Somiedo-Babia.

Tuiza Riba

Tuiza Riba

Estamos pues inmersos de nuevo en el Parque Natural de Ubiñas-La Mesa, que junto con el Parque de Luna y Babia leonés, dota a estas montañas de un claro interés natural, y como no, en un placer para nuestras botas y sentidos.

Sin el objetivo muy bien definido, pues es casi imposible no dejar de dibujar senderos en toda la geografía que nos rodea, aparco el coche en Tuiza Baxu con la intención de llegar a él tras haber rodeado la montaña que se encuentra a nuestra izquierda.

Para ello emprendo ruta caminando primero por carretera hasta Tuiza Riba desde donde tomaré el camino que nos conduce al Refugio del Meicín, donde, después de un descanso en compañía de la numerosa gente que hasta este “campamento base” suele acercarse, comenzaré una de las más trabajosas etapas del recorrido, la subida al Alto Terreos, límite con León y a un paso de la gran Ubiña.

Siegalavá

Siegalavá

La Mesa

La Mesa

Serán más de 700 metros de desnivel en menos de dos horas que hay que ir disfrutando a cada paso, pues el paisaje que se va abriendo según ascendemos, es de suma belleza e interés.

Desde Tuiza tomo el camino de “invierno” hacia el Meicín. Dejo atrás la nubosidad asturiana que invade toda la región pero que se disipa según ganamos altura y nos acercamos a estas “puertas del cielo”. Atrás van quedando postales montañeras de La Mesa o el Pico Siegalavá (cercano al Tapinón que AQUÍ describí hace poco), verdaderos titanes cantábricos.

DSCN1739

Ubiña, majestuosa

Ubiña, majestuosa sobre un mayuelu (espino albar) en plena floración primaveral

DSCN1734

El sendero es cómodo pero requiere de paciencia y constancia, pues el desnivel es acusado. A mano izquierda vamos dejando la masa forestal más cercana a Ubiña por este lado (en el lado leonés tenemos el monte Valtarón). El pico, la peñona, la reina de la cordillera, aparece enfrene nuestro con una silueta piramidal que obsesiona nuestros pensamientos.  Al lado de ella surgen como torres los Castil.lines y el Portil.lín.

Estamos ya en el refugio de montaña de El Meicín, parada casi obligatoria para cualquier mochilero que recorra estas cumbres o puertos, donde podemos comer, beber o dormir, según sean nuestras necesidades. Al mismo tiempo siempre tendremos compañía con quien intercambiar impresiones o adquirir información.

DSCN1743

El macizo de Ubiña desde el Meicín

El Meicín

El Meicín

En mi caso, aunque la ruta está dibujada en mis pensamientos durante mucho tiempo atrás, quiero confirmar su accesibilidad preguntando la bajada a Tuiza Baxu desde la veiga Candioches sin necesidad de coger la carretera de La Cubiecha. Factible. Vamos allá.

Toca subir a lo más alto. No a Ubiña, pero casi.

A decir verdad la subida a Ubiña desde el Ronzón se hace más llevadera por el juego que la caliza otorga que por el contrario esta subida por praos y vallines tendidos y superpendientes que desembocan el el lugar del Chegu, reunión de aguas por este lado asturiano, y donde pastan y moscan decenas de cabezas de ganado.

Los últimos pastores de Ubiña

Los últimos pastores de Ubiña

La vaca, el animal sagrado de los pueblos del norte, estará presente en toda mi ruta de manera muy especial y abundante. Da gusto caminar por lugares con vida. Y es que la ganadería de montaña es vida. Aún se ven y se oyen pastores, vaqueiros, mastines, caballos y cencerros en estas montañas. Y son estos detalles los que dan a la montaña cantábrica un aspecto más hermoso y auténtico.

Estas vacas roxas se dispersan entre los terrenos asturleoneses sin importarles mucho las fronteras, cosa que a sus dueños si. Pues vamos a entrar en terrenos de disputa actual entre la administración asturiana y la leonesa. Son por ejemplo los puertos cercanos de Pinos, pueblo babiano donde pastan centenas de cabezas asturianas, pues hubo una compra hace décadas por parte del pueblo de Mieres sobre estos pastos leonesas. Hoy, León, reclama suyos estos pastos, y Asturias, con su contrato centenario, no cede. Mientras tanto, los espíritus de Ubiña rien pues saben bien que nada es de nadie, sino que todo es de quien ama a estas montañas de sol y niebla.

DSCN1754

El Meicín y el Chegu desde lo alto

 

Del Alto Terreos a Candioches

Tentador es desde este punto no cambiar la ruta y ascender a Ubiña (2.417 metros). Pero ya está subida por un servidor, y en cambio no he recorrido nunca estos puertos. Si acaso Ubiña la Pequeña (2.193 metros) me tienta aún más. No tardará en caer.

Riotuerto, a un paso de las calizas de Ubiña la Grande (Pinubina)

Riotuerto, a un paso de las calizas de Ubiña la Grande (Pinubina)

Nos adentramos en lugares de dolinas, colladinas y largos pastos por donde se cuela el reguerín de Riotuerto, el cual unos metros más adelante se verá absorbido por el terreno kárstico que aquí impera.

Estamos en terreno leonés. Aquí la altura, el sol y la intermitente presencia de niebla, dota al terreno de una gran riqueza para fines ganaderos. Verde pero amarillo, soleado pero frío, húmedo pero con menos nubosidad que la parte asturiana… Es la montaña leonesa, llena de matices y diversidad entre los climas atánticos y continentales.

DSCN1785

Las orquídeas de alta montaña saludan al ejército de “roxas” que dejan al fondo la peña Solmichu, tradicional acceso a estos puertos desde Babia.

DSCN1786

Elementos troncales del paisaje: Pradería, flora de alta montaña, vaca, Ubiña y los neveros que llegan al verano con bastante fuerza.

Gorrión alpino

Gorrión alpino

El itineriario se presume ahora muy fácil, intuitivo y cómodo de caminar. Aunque siempre podemos crestear por algun de sus bordes, si seguimos el fondo del valle y los caminos que por él discurren, no tardaremos en llegar a la Veiga Candioches.

Desde la Cubiecha, el recorrido en bicicleta es factible hasta la base de Ubiña

Desde la Cubiecha, el recorrido en bicicleta es factible hasta la base de Ubiña

Uno no se conforma siempre con lo fácil, es por ello por lo que opto por bordear el extenso pastizal por su lado derecho, bajo la peña Cerreos, para ir poco a poco dando vistas al val.le del Huerna.

Una vez en lo más alto, cresteo y desciendo hacia Candioches, donde me espera una magnífica estampa. Decenas de vacas cubren el puerto leonés que es surcado por un jinete-vaqueiru con sus careas. El paisaje es soberbio desde cualquier altura. La brusca caída hacia el lado asturiano es también impactante comparado con las suaves laderas leonesas que se despliegan entre las comarcas de L.luna  y Babia, donde también crecen torres calizas de categoría.

Veiga Candioches

Veiga Candioches

 

Vaqueiru en Candioches

Vaqueiru en Candioches

La suavidad del terreno de la veiga Candioches se ve alterada por la verticalidad de la vertiente norteña. Al fondo la peñas de La Mesa

La suavidad del terreno de la veiga Candioches se ve alterada por la verticalidad de la vertiente norteña. Al fondo la peñas de La Mesa

Tras cerca de una hora y media de caminata sosegada entre extensa pradería y pura geología cantábrica (existen a ambos lados de Riotuerto miles de recovecos calizos, donde el terreno forma dolinas o fueyos, lapiaces, llambrias…) llega la hora de emprender la última etapa del recorrido. Descender de nuevo al val.le asturianu a través de los puertos de Axeite.

 

De Candioches a Tuiza Baxu

He intentado buscar algún paso cómodo que atraviese la divisoria de aguas asturleonesa y me deslice sin muchos esfuerzos a la braña de Axeite desde la misma veiga de Candioches. Una vez encontrado (el boquerón de Axeite), comienzo el descenso a través de senderines de vaca con la magnífica estampa al otro lado del valle de la Peña Siegalavá.

Límite de León y Asturias en Candioches. Abajo los puertos de Axeite.

Límite de León y Asturias en Candioches. Abajo los puertos de Axeite.

El terreno es fácil de llevar y se avanza bastante rápido mientras se pierden aproximadamente 300 metros de altura en menos de veinte minutos.

Al impecable sol que me acompañado toda la jornada, le salen algunas nubes de tormenta por la parte leonesa mientras que en la asturiana parece subir la niebla. Combinaciones nubosas que dejan caer un poco de lluvia la cual viene de perlas al caminante que lleva una considerable solana sobre su cabeza.

DSCN1807

Una vez en la braña de Axeite, bastante animada por cierto, tomo la carretera que une Tuiza con el puertu La Cubiecha, para seguir en ella cerca de un kilómetro hasta una curvona donde se encuentra el Col.lau de los Acebos, el cual me permitirá seguir el recorrido por el bosque, atajar y evitar seguir el asfalto que da numerosas y largar curvas en su descenso. Antes de coger este atajo existe una buena fuente donde refrescarse de pies a cabeza.

DSCN1814

DSCN1808

Rospasu

Inmerso en un guapo monte de faya y bedul, y también acibu, encuentro de nuevo el acceso a la carretera ya a escasos metros de su confluencia con la carretera del valle.

Las visiones sobre las montañas de Siegalavá, Peña Chana o Peña Castiel.lu, siguen repitiéndose en todo el descenso. Gran geografía de los denominados “alpes tuizos”.

Genial perspectiva de Siegalavá y todo su porte rocoso y herboso

Genial perspectiva de Siegalavá y todo su porte rocoso y herboso

DSCN1822

Aguileña, una guapa flor del suelo del bosque cantábrico (Info: Marcos Alonso Burón).


¡No dudes en compartirme! ¡Gracias!

3 pensamientos sobre “Circular al entorno de Ubiña desde Tuiza

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *